Historia Antigua·Personajes Históricos

Semiramis (De abandonada en el campo a reina de un imperio)

Como parece que sólo se hablar de cosas de Edad Media o Moderna, vamos a ir un poquito más atrás en el tiempo. Nuestra protagonista de hoy es Semiramis, reina de Asiria y, según algunos, fundadora de Babilonia (la ciudad de la torre de Babel, que por su culpa Dios creó las lenguas y ahora nos tenemos que dejar un pastizal en aprender inglés).

Tengo que decir que su vida es muy confusa ya que algunos la identifican con la reina Sammuramat, otros dicen que es una diosa… como es del año 2200 antes de Cristo, no había Wikipedia para contrastar datos, así que yo os cuento la historia y vosotros os creéis lo que queráis.

La tradición dice que su madre era la diosa Dereto y su padre un mortal con suerte, pero parece ser que la diosa se aburrió de él y decidió matarle, pero antes de eso quedó embarazada (eso sí que es un penalti); aun así, Dereto mató al padre y abandonó a la niña en el campo (antes estaba eso muy de moda, salías a dar una vuelta y te encontrabas bebes por todos lados).

semiramis-pastores
Semiramis encontrada por el pastor al estilo Disney

Pero por lo visto la niña cayó graciosa a los animales porque las palomas la alimentaban al estilo Cenicienta; un día un pastor, mosqueado porque le faltaba comida se la encontró y en un alarde de originalidad la llamo Semiramis, que significa paloma en asirio.

La muchacha creció buena moza, ya que las fuentes hablan de que era una guapísima y además muy inteligente; quizás demasiado ya que empezó a ser ambiciosa. se casó con Menones, un consejero real y oficial del ejército que parece ser que le hacía caso en todo (el puesto de calzonazos ya viene de antiguo).

Por aquel entonces el imperio asirio –actual zona de Oriente Medio (Irán, Israel, Iraq…) estaba en guerra contra sus vecinos (se ve que el agua de allí está rara o algo, porque todavía siguen a guantazos); de manera que Menones fue con el ejército y su mujer también, disfrazada de hombre (si estaba tan buena, no sé cómo colaría de hombre entre tantos soldados, pero bueno).

Como su marido siempre le hacía caso, Semiramis le dijo por dónde atacar y ella misma encabezó el ataque contra la ciudad de Bactria, que conquistaron; todo orgulloso, Menones tuvo la brillante idea de presentar a su mujer al rey Nino. Una gran idea “oye, majestad, aquí está mi mujer que está buenísima y además es inteligente y con carácter. ¿A que está buena?”

Como era de esperar, el rey se encaprichó de ella y Semiramis vio una oportunidad para ascender; el problema era que Menones no quería dejarla. Nino le prometió casarle con su propia hija o, si se negaba, arrancarle los ojos (difícil elección), así que al final Semiramis se divorció de Menones. Éste, viendo lo que le iba a costar el divorcio, se suicidó

Semiramis und Ninus / nach G.Reni - Semiramis and Ninus / after Guido Reni - Semiramis et Ninus / D'ap. Guido Reni
Anda, déjame un rato la corona, que no te va a pasar nada tonto.

Y así tenemos a nuestro protagonista como reina de Asiria, pero ahí no iba a quedar la cosa; su nuevo marido, el rey, le duraría poco. Según algunos, el rey murió herido por una flecha, según otros de muerte natural; la explicación más morbosa es la que dice que, como Semiramis era muy inteligente, su esposo siempre le hacía caso y ella le pidió que le dejase gobernar durante 5 días, en plan “a ver qué se siente”. Cuando Nino le dio el anillo y el trono, nuestra protagonista ordenó encarcelarle y, como se resistió (lógico), le condenó a muerte por traición. Telita.

Sea como fuese, la cosa es que la niña que se encontraron por el campo acabó siendo la reina única de un imperio. Se le atribuye la construcción de Babilonia y de los jardines colgantes (luego en Cuenca lo imitaron, pero con casas colgadas en vez de macetas, con un par); además estuvo en guerra y conquistó Egipto, Libia y parte de la India, para que luego digan que las mujeres siempre han sido débiles y que no han influido en la historia. Según un historiador romano, fue la primera en castrar a un hombre, “inventando” los eunucos (vaya gracia) y también el cinturón de castidad, que creó para que las sirvientas de palacio, que eran un poco ligerillas, no sedujesen a su hijo.

map5
El imperio antes (verde) y despues de Semiramis (resto)

Finalmente, tras haber reinado cuarenta y dos años, se enteró de que su hijo Ninias (ya le vale también, con 42 años y todavía viviendo con su madre) estaba conspirando contra ella (quizás por no dejarle perrear con las sirvientas) de manera que se apartó del reinado y desapareció. No se sabe dónde ni cómo murió, por lo que algunos cuentan que volvió al cielo en forma de paloma

En fin, una vida curiosa cuanto menos, aunque parte de ella sean leyendas, pero sí tuvo que ser una mujer importante ya que es la única reina Asiria de la que tenemos el nombre.

Por cierto, para los que me preguntan de dónde saco los temas del blog, ésta en concreto surgió escuchando la canción “Babilonia eterna” del disco “Legado de una tragedia II” donde Semiramis y Menones cuentan su historia.

semiramis-y-su-hijo
Algún gracioso, años después, dijo que la reina se acostaba con su hijo (por eso el hijo la dejaba reinar). Y para  demostrar que era verdad hizo un dibujo porno

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s